TORONTO, Canadá - La histórica Rogers Cup de Bianca Andreescu continuó el sábado, cuando la canadiense superó a la estadounidense Sofia Kenin para reservar un lugar en la final, 6-4, 7-6 (5).

Andreescu será la primera canadiense en jugar por el título de individuales femenino en la moderna Rogers Cup, ya que contuvo una oleada tardía de la estadounidense en otra batalla de las dos estrellas en ascenso.

La última canadiense en competir en la final en una iteración previa del evento llegó en el inicio del tenis de la Era Abierta, en una final totalmente canadiense entre Faye Urban y Vicki Berner en lo que entonces se llamó el Abierto de Canadá en 1969.

"He pasado por tanto en los últimos dos meses, y todo lo que puedo decir es que estoy muy feliz de estar de vuelta en la pista... estoy en la final de la Rogers Cup", dijo una llorosa Andreescu en la pista después del partido.

"Me alegro de que hayan sido dos sets hoy, pero no fue fácil. Estaba tan nerviosa y sentí ganas de llorar porque estoy muy feliz. Diría que esto es aún más grande que ganar un Indian Wells”.

La número 27 del mundo lideró 6-4, 5-2 en el partido, pero necesitó cinco pelotas de partido en total, para sellar un lugar en su tercera final de la temporada.