El entrenador de Johanna Konta, Wim Fissette asegura que la fuerza mental ha sido clave en la mejora de su pupila, así como el SAP Tennis Analytics For Coaches.
WTA Staff

LONDRES, Gran Bretaña - Johanna Konta y Wim Fissette empezaron a trabajar a principios de 2017 y juntos ya han elevando el techo de la británica, que alcanzó sus primeras semifinales en el Grand Slam de casa (segundas en total).

“Es muy especial. El partido ante Simona fue increíble. Ambas estuvieron a un grandísimo nivel y el ambiente de la grada hizo que fuera uno de los mejores momentos de mi carrera como entrenador”, dijo Fissette a Nick McCarvel en Wimbledon Channel.

Konta nunca había pasado de segunda ronda en el All England Club y en esta edición ya ha sobrevivido a tres increíbles encuentros ante Donna Vekic, Caroline Garcia y ayer Halep, para encontrarse en semifinales con la cinco veces campeona, a quien domina por 3-2 en el cara a cara.

“Creo que está ganando muchos partidos a base de fuerza mental. Eso es resultado de un gran trabajo en los últimos años, tener la capacidad de resistir situaciones adversas. Hubo varios momentos en el partido de Vekic en los que estuvo 0-30, pero se mantuvo firme y sacó bien”.

Fissette tiene una gran reputación como entrenador de élite junto a Kim Clijsters, Sabine Lisicki, Victoria Azarenka o la propia Halep, a quien entrenó en su irrupción de 2014, cuando alcanzó su primera final de Grand Slam en Roland Garros.

“Conozco bien a Simona, pero hace mucho de 2014. Tienes que seguir analizando su juego, pues ha cambiado mucho”.

El entrenador hizo los deberes usando todos los recursos posibles. “Miré muchos videos y usé las estadísticas de SAP. Usé todo lo que pude para preparar el partido de la mejor manera.

Así explica Fissette su trabajo en la entrevista: