La cinco veces campeona Venus Williams se medirá a Garbiñe Muguruza.
WTA Staff

LONDRES, Gran Bretaña - Venus Williams sigue rompiendo récords. La estadounidense disputará su novena final de Wimbledon -y segunda final de Grand Slam de 2017- después de superar en las semifinales a la local Johanna Konta, a quien venció por 6-4 y 6-2 en hora y 13 minutos.

Con una enorme sonrisa, Williams reconoció estar viviendo un momento surreal. “He jugado muchas finales y es una bendición. Daré todo lo que tengo en la final y ojalá pueda añadir un trofeo más”.

La estadounidense conectó 19 golpes ganadores y tan sólo cometió 9 errores no forzados en un duelo que controló de principio a fin. Salvó las dos ocasiones de break que enfrentó y convirtió tres ante una Konta que no pudo frenar el impulso de la mayor de las Williams.

“Es mucha presión para Jo y creo que lo ha gestionado muy bien”, alabó a su rival Venus. “Ningún punto ha sido fácil y creo que el público ha sido muy justo con ambas”.

¿Echa de menos a su hermana Serena? “Por supuesto. Siempre está ahí conmigo. Voy a tratar de representar a las Williams lo mejor que pueda”.

En la final le esperará la española Garbiñe Muguruza, que superó por un doble 6-1 a Magdalena Rybarikova. 

“Las dos jugamos bien en hierba y sé que puede hacerlo muy bien. Jugó la final aquí con Serena así que preguntaré a mi hermana para que me aconseje”.
Venus, sobre su rival Muguruza

Así vivimos en directo el partido

Venus, a sus 37 años, ya era la mujer de más edad en alcanzar las semifinales de Wimbledon desde que Martina Navratilova lo hiciese en 1994 también con 37. El sábado, Williams buscará convertirse en la campeona de Grand Slam de más edad en la Era Abierta.