Venus Williams y Caroline Wozniacki son amigas fuera de la pista, pero su relación en los partidos ha sido beneficiosa sólo para una, con la danesa buscando finalizar una larga racha sin victorias si se encuentran en Singapur.
WTA Staff
October 19, 2017

Como la otra mitad de las hermanas Williams, Venus ha tenido más entreno que la mayoría para mantener un enfoque competitivo, casi desapasionado cuando juega contra alguien que le importa fuera de la pista. Y se sospecha que sus enfrentamientos contra su hermana Serena han ayudado a Williams a encontrar la mentalidad correcta para sus encuentros potencialmente incómodos con Caroline Wozniacki, una amiga y ex pareja de dobles.

Ciertamente, Williams ha sido implacable en sus últimos partidos contra Wozniacki, ganando los siete. Williams no ha aflojado; ella nunca ha dejado de atacar su servicio o su golpe de derecha, solo porque tiene amistad con Wozniacki, y tampoco parece ser que haya sido inconscientemente amable con la danesa tampoco en sus partidos. Con solo una victoria en sus 11 partidos contra Serena, el registro combinado de Wozniacki contra las hermanas Williams es 1-17, aunque tal vez, dado que no han jugado por más de dos años y medio, tendrá la oportunidad la próxima vez que ella se encuentra con Venus para restablecer la forma en que vayan sus partidos.

Aún así, no es como si Williams, que cumplió 37 años este año, muestra signos de desvanecimiento, jugando en dos finales de Grand Slam. Solo una vez en su carrera, cuando se encontraron en la final de Auckland 2015, Williams ha perdido un set contra Wozniacki, que es 10 años menor que ella.

Eso no quiere decir que los partidos entre estas dos ex números 1 del mundo sean irregulares, ya que cuando jugaron por última vez, en los cuartos de final del torneo de Miami 2015, el segundo set fue a un tiebreak.

Antes de comenzar a competir en el WTA Tour, Wozniacki a menudo veía a Williams jugando en televisión y se preguntaba sobre el poder del servicio de la estadounidense. Su primer partido llegó en pista dura en Memphis en 2007. Y todos sus partidos han sido en la misma superficie: en Japón y Tailandia ese mismo año, y luego en Miami en 2008, mientras que hubo un descanso de seis años antes de volver a encontrarse en Dubai en 2014. En 2015, jugaron dos veces, en Auckland y Miami.

Como Wozniacki observó una vez: "Venus es una gran jugadora. Salir a jugarla, sabes que no va a ser fácil".